Una intervención oportuna ha ayudado a los médicos a obtener una mejor adherencia del paciente y resultados de salud.

Son muchos los beneficios de la telemedicina. En lugar de hacer que los pacientes se movilicen hasta el consultorio de su médico, estos pueden conectarse desde su propio hogar o en cualquier lugar conveniente.

La telemedicina también puede aumentar la eficiencia, mejorar los resultados de los pacientes al aumentar el acceso a la atención y reducir los costos.

Con una consulta médica online, las personas no tienen que preocuparse por hacer viajes largos y todas las complicaciones que planificar un viaje conlleva, como preocuparse por contratar una niñera para ir a ver al médico o tener que faltar al trabajo.

La telemedicina se usa en varias especialidades médicas como cardiología, dermatología, psiquiatría, endocrinología y muchos campos médicos aliados como rehabilitación deportiva y fisioterapia, enfermería, dieta y nutrición, etc. en comunidades donde puede haber un acceso limitado a especialistas.

Además, la telemedicina se usa para la atención de seguimiento posquirúrgico en varias especialidades como ortopedia, neumología, cardiología y también para el tratamiento de la atención crónica de afecciones de salud como diabetes, afecciones tiroideas, enfermedades mentales, hipertensión, etc.

Se considera como una forma efectiva para reducir los costos de tratamiento de afecciones de salud, ahorrar tiempo y la posibilidad de una atención médica continua, más allá de las consultas clínicas.

Algunos pacientes, incluidos los ancianos y aquellos que padecen afecciones crónicas, pueden no estar en condiciones para viajar y viajar al consultorio del médico que solo puede empeorar sus síntomas.

Todo lo que tienen que hacer es conectarse a Internet usando su teléfono inteligente, computadora o tableta.

¿Cuándo es conveniente la telemedicina?

La telemedicina es una excelente forma de conectar médicos y pacientes. Existen muchos tipos de interacciones entre pacientes y médicos que puede no requerir atención en personas. Aquí algunos ejemplos:

  • Personas de la tercera edad, pacientes con enfermedades crónicas o movilidad limitada

Si los pacientes tienen problemas para viajar hacia y desde el consultorio de su médico local, la telemedicina puede usarse como reemplazo. Los médicos también pueden usar la monitorización remota para controlar a los pacientes que padecen una afección crónica o aquellos que se recuperan de una cirugía.

El monitoreo remoto de enfermedades crónicas permite a los pacientes recibir intervenciones oportunas en caso de que sus proveedores encuentren la necesidad de hacerlo.

Con los servicios de telemedicina, esta intervención se puede realizar a través de una sesión de video, donde los pacientes pueden explicar los cambios en su estado de salud y recibir comentarios adecuados sobre su atención.

De hecho, la OMS estima que casi el 70% de todas las muertes se deben a enfermedades crónicas. Muchos de estos casos se pueden prevenir con detección temprana, manejo y cuidados paliativos, lo cual es posible con el monitoreo de telemedicina.

Para los pacientes con riesgo de desarrollar enfermedades crónicas, los programas de atención preventiva temprana respaldados por el monitoreo de telemedicina pueden ser una excelente manera de garantizar que su salud se maneje en el hogar, con el asesoramiento adecuado.

Con la supervisión de telemedicina, los médicos pueden educar a sus pacientes y equiparlos para administrar mejor su salud o ser mejores cuidadores de sus seres queridos.

Las enfermedades crónicas, si no se manejan de manera efectiva, pueden conducir a complicaciones de salud. Por ejemplo, la diabetes no controlada puede causar problemas renales, problemas con la vista, problemas nerviosos, etc. El monitoreo continuo permite a los pacientes obtener una intervención oportuna para prevenir estas complicaciones.

  • Seguimiento y consultas de rutina

Los médicos pueden usar la telemedicina para rastrear los parámetros vitales de salud de un paciente de forma remota, de este modo verificar rápidamente si se están recuperando como se esperaba. Los médicos pueden usar video y audio en vivo para hablar con los pacientes sobre cómo se sienten o si han experimentado algún efecto secundario.

  • Probar los síntomas de un paciente antes de decidir si es necesario un tratamiento en persona

A través de una consulta médica online, los médicos pueden evaluar rápidamente los síntomas de sus pacientes. Si el médico necesita más información para realizar un diagnóstico, puede agendar una consulta en persona.

  • Salud mental

Una plataforma de atención médica online permite una comunicación fácil y oportuna entre un profesional de la salud mental y el paciente, independientemente de dónde se encuentren.

Los proveedores de atención de salud mental pueden usar video y audio en vivo para complementar la atención en persona, especialmente si uno de sus pacientes tiene una emergencia o si el proveedor se encuentra fuera de la ciudad.

  • Pediatría

Consultar a un pediatra en línea es una forma increíble de comunicarse con el médico desde la facilidad del hogar, lo que brinda mayor tranquilidad sobre la salud de los niños.

Dado que los niños son muy delicados y necesitan atención extrema y oportuna ante cualquier problema. Las consultas médicas online hacen que la atención médica sea más conveniente y accesible.

¿Cuándo es necesario el cuidado en persona?

En algunos casos, la telemedicina puede no ser suficiente. Aquí hay algunos ejemplos de cuándo es mejor que el paciente se dirija al consultorio:

  • Tratar con síntomas y problemas de salud complejos y difíciles.

Si el paciente sufre una afección compleja o una enfermedad debilitante, o el médico aún no ha recetado sus síntomas, puede ser mejor que el paciente programe una cita en persona. Es posible que el médico deba examinar al paciente en persona en lugar de depender de video y audio en vivo. El médico también puede necesitar realizar una biopsia, rayos X o examinar al paciente para detectar diversas enfermedades y afecciones.

  • Si el paciente tiene problemas para usar dispositivos digitales o acceder a internet

Si el paciente tiene una experiencia limitada en el uso de teléfonos inteligentes, aplicaciones y computadoras portátiles, es posible que prefiera ir a una cita en persona.  Si el paciente quiere aprender más sobre la telemedicina, los proveedores de atención médica pueden mostrarle cómo usar estos dispositivos en el consultorio, para que puedan usarlos solos en su hogar.

Algunos pacientes estarán ansiosos por utilizar la telemedicina siempre que sea posible, mientras que otros preferirán acudir al consultorio en persona.

La telemedicina ha ayudado a mejorar el alcance de la atención a los lugares donde era difícil llegar. Como lo mencionamos en el caso de la salud mental, en el manejo de las enfermedades crónicas, seguimiento oportuno y práctico de los tratamientos.

La telemedicina es una solución perfecta para obtener acceso a una atención médica especializada, fácil y segura.

La plataforma de telemedicina Medeconsult, incluye reservas de citas, consultas por vídeo. Fácil de usar, es una plataforma intuitiva y permite el acceso de los registros de salud del paciente durante las sesiones de consultas médicas por video lo que brinda una mejor visión del caso. Conócenos.